Quantcast
El tiempo en: Jerez
Jueves 01/06/2023  

Cádiz

División entre las agrupaciones para volver a la Cabalgata del Carnaval

Las voces autorizadas de las distintas modalidades están dispuestas a “sentarse y escuchar” a Cazalilla y tomar una decisión en asamblea

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Andaluc�a Informaci�nPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • El troll gigan fue uno dete los grandes atractivos de la Cabalgata. -
  • Creen que su presencia en el desfile lo “engrandecería”, pero ven difícil compatibilizarlo con su apretada agenda en la calle
  • El que se trata de uno de los días fuertes de la fiesta y la hora, dado que "les parte toda la planificación", juegan en contra

Dispuestas a sentarse y escuchar a la concejala de Cultura y Fiestas, Lola Cazalilla, aunque con división de opiniones. Así han acogido las agrupaciones del COAC la propuesta que lanzó días atrás, durante el balance oficial del último Carnaval de Cádiz, encaminada a recuperar en el desfile a los grupos como ocurría hace una década aproximadamente, cuando las finalistas formaban parte del cortejo. Consciente de que se les echa de menos, la edil avanzó que “desde antes de la pandemia” su delegación tiene sobre la mesa un proyecto para atraerlas, con la posibilidad de fijar premios y de que un jurado valorara su paso, aunque de manera seria: es decir, “impecablemente maquilladas” y sin ir “de botellona”. Habría que darle forma y verlo con ellas, pero Cazalilla adelantó un primer esbozo y las agrupaciones también se han pronunciado a este periódico a través de sus voces autorizadas.

"Hoy en día prefieren acudir a la calle y cantarle al público que estar encerrados en una cabalgata, aunque cada agrupación es libre de hacer lo que le dé la gana"

 A priori, el auge que ha adquirido este evento en los últimos años, con numerosos circuitos de actuaciones en la misma ciudad, el poder de convocatoria que tiene el primer domingo de Carnaval para gaditanos y visitantes y los compromisos profesionales de los finalistas y primeros premios fuera, eso sí, no juegan a favor de subirse al carro de la Cabalgata Magna. Pero no todo está perdido. Antonio Procopio, presidente de la Asociación de  Coristas Gaditanos (Ascoga), tiene claro que el plan de Cazalilla contribuiría a “engrandecer la cabalgata”, pues “se nota la falta de agrupaciones”, pero siempre y cuando se “estructure”. Para ello ve imprescindible “sentarse” con la concejala de Fiestas y “escucharla”. “Los coros siempre hemos dado muestras de estar receptivos a lo que se propone, ver los pros y los contras y luego tomar una decisión en asamblea”, explica. No obstante, reconoce las dificultades para hacer compatible su participación en la cabalgata con el carrusel, una de las citas imprescindibles del primer domingo. “Es que ha cambiado todo una barbaridad, lo mejor en el caso de los coros es ver con los premiados en qué condiciones quieren ir, si es compatible con el carrusel de ese día, que empieza a las dos de la tarde y termina a las siete. Hay que sentarse”.

En el seno de la Asociación de Comparsistas 1960, su presidente Humberto González no lo ve factible, empezando por la jornada que es y las propias preferencias de las agrupaciones. “Hoy en día prefieren acudir a la calle y cantarle al público que estar encerrados en una cabalgata, aunque cada agrupación es libre de hacer lo que le dé la gana. De antemano, ve complicado compaginar su cita con el público “para cantar las coplas en la calle”. “Una agrupación antes de las dos no empieza a cantar, les parte la planificación”, reconoce sobre la posibilidad de interrumpir su programación para incorporarse al desfile. En estos últimos años, la mayoría ha fijado, además, unos circuitos fijos como puntos de encuentros con los aficionados que “romperían por la mitad” si a primera hora de la tarde salen en el cortejo. En su caso, cree que tal y como se entiende el Carnaval de Cádiz, es mejor dejar las cosas como están. “La cabalgata es más una exposición, y el carnaval es cantarle al pueblo”, concluye.

 

“Están desbordadísimos”

En cualquier caso, como Procopio, “estamos dispuestos a escuchar y lo llevaríamos a la asamblea de comparsistas”, añade, sin perder de vista que “hay elecciones de por medio”. “Si se llegara a un acuerdo o la propuesta llegara o no a buen puerto, el que venga tendría que respetarlo”, indica.

Paco Cárdenas, autor de chirigotas, y representante de este colectivo, recuerda con nostalgia aquellos tiempos en los que “era algo habitual pasarse la mañana cantando” y, por la tarde, “tirar para la cabalgata”. Entonces, “era otro tipo de cabalgata, no tan elaborada como la de ahora”, pero una tradición “que se ha ido perdiendo”. Por esta razón, ve con buenos ojos la iniciativa de Cazalilla, aunque reconoce que la fiesta como tal ha cambiado mucho y habría que ver la manera de encajarlo. “Hace dos décadas el Carnaval tenía una trascendencia mucho menor, ahora es más complicado, pero todo es sentarse y mirarlo”. De hecho, pone el ejemplo de la batalla de coplas, una actividad por la que en un primer momento no la tenían todas consigo. “Al principio no se apostaba por ella y año tras año ha ido funcionando y es otra cosa más que se ha arraigado”. Con estos antecedentes, cree que la idea puede madurar. “Habría que darle una pensada”.

 Iván Romero, la voz de los cuartetos, tiene claro que la presencia de las agrupaciones “mejoraría” notablemente la cabalgata “porque últimamente está saliendo regulera”, siempre y cuando “nos impliquemos un poco” y con “el 70% de las premiadas en carretera”, lo ve difícil. “El sábado están más aquí en Cádiz, pero ese domingo hay una contraprogramación muy fuerte y se pisan los concursos en el afán de querer hacer cosas. Habría que replantearlo y organizarlo, pero los finalistas están desbordadísimos. Habría que buscar el punto medio”, concluye.

 

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN