El tiempo en: Jerez
Viernes 19/07/2024  

CinemaScope

Gran recepción del público a 'Canallas', la comedia de barrio de Daniel Guzmán

Nada de lo que cuenta la película es comprobable: "Si ha prescrito, es verdad, y si no, es ficción", aclara Guzmán

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai

El Festival de Málaga ha recibido con aplausos y carcajadas la comedia de barrio "más personal y arriesgada" de Daniel Guzmán, "Canallas", que le ha costado sacar adelante siete años y todas sus energías.

"Es una película especial, muy loca, en la que no vais a saber qué es realidad y qué ficción", ha dicho un emocionado Daniel Guzmán en una rueda de prensa en la que ha presentado su segundo largometraje, a competición en la Sección Oficial del 25 Festival de Cine de Málaga, un entorno en el que se siente cómodo y que ya le premió en su debut, la íntima "A cambio de nada", Biznaga de oro a mejor película en 2015.

Guzmán ha estado acompañado por los protagonistas de "Canallas", Luis Tosar y Joaquín González, que se interpreta a si mismo, y también, desde las butacas del teatro Albéniz, por un montón de amigos, incluido José Luis Hervías, director general de Universal Pictures International Spain, que ha reconocido haber colaborado en la película porque era imposible "resistirse a una fuerza de la naturaleza", como es Guzmán.

Según ha explicado Luis Tosar, "Canallas" es "el mundo de Joaquin", amigo de la infancia de Guzmán y "personaje imprevisible" con el que cualquier cosa podía pasar. "Durante dos meses me reí más que en toda mi vida", ha reconocido el gallego, que interpreta a Luismi, otro de los colegas del barrio del actor y director madrileño que, entre risas, asegura que jamás podrá hacer otra película como ésta.

Domingo Corral, responsable de Movistar+ que también produce la película, ha querido destacar de Guzmán su creatividad, su "gran capacidad para jugársela", su pasión y su ambición por llegar al público, "manteniendo a la vez su sello autoral".

"Es una película muy arriesgada, no sabíamos si acabaría siendo una obra maestra o un desastre absoluto", comenta Tosar, que valora el esfuerzo de Guzmán en el montaje: hubo tomas, ha contado el protagonista de "Código emperador", película de inauguración de este festival, que hubo que repetir cientos de veces.

"¿Por mi culpa?", ha saltado un retador González que se ha llevado de calle al público de Málaga y provocado las carcajadas de Tosar, mientras Guzmán recuperaba el pulso, asegurando que en la película había metida "mucha historia de nuestra España".

"Canallas" comienza con una escena del pasado. Tres colegas de barrio en Madrid, Brujo, Luismi y Joaquín, intentan cometer su primera estafa incendiando el coche del padre de Joaquín para cobrar el seguro. Pero Joaquín no ha pagado la última cuota.

Nada de lo que cuenta la película es comprobable: "Si ha prescrito, es verdad, y si no, es ficción", aclara Guzmán, sin aclarar nada.

Pero el verdadero sello Guzmán es que, además de Joaquín, está toda su familia en la cinta; Esther, su madre, Brenda, la hija, y Chema, el hermano, y algún amigo "especial", como Víctor Ruiz "Popeye", al que convierte en novio molón de la madre de Joaquín.

"Joaquín es cómico a su pesar, le pasan cosas de alta comedia, pero él no lo sabe", afirma Tosar, casi pidiendo disculpas a la nueva estrella emergente de Málaga. "Ha sido un regalo hacer esta película", asegura.

Guzmán dice de su amigo que es "un tipo maravilloso, con el que todo el mundo quiere estar" y que es empresario de verdad, unas veces con más suerte, otras, con menos.

"Hago cosas pequeñitas, nunca he logrado lo de los 20 millones para mí -declara González, muy serio-. En la peli se muestra qué pasa cuando te salen mal las cosas, que puedes pasar hambre. Pero aquí esta mi hija que es abogada y campeona de españa y cuarta de europa de yo-yo".

Brenda González, aparentemente la persona/personaje más sensato de la película, ha calificado la experiencia de "inolvidable".

"Soy su hija, pero vivimos mundos paralelos, un multiverso total", ha dicho, tras asegurar que "repetiría mil veces". También ha recordado que la abuela falleció el año pasado, por lo que la película es un "recuerdo increíble", provocando las lágrimas de Joaquín y un cálido aplauso del teatro. 

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN