Quantcast
El tiempo en: Jerez
Miércoles 25/05/2022  

Jerez

El Consejo del Vino rechaza la construcción del parque eólico de El Barroso

Entiende que su desarrollo “supone un grave perjuicio al patrimonio paisajístico” de la denominación de origen

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Una imagen de la parcela en la que se desarrolla el parque eólico de El Barroso.

El Pleno del Consejo Regulador del Vino ha expresado en sesión extraordinaria su rechazo a la construcción del parque eólico de El Barroso al considerar que su desarrollo “supone un grave perjuicio al patrimonio paisajístico” de las denominaciones de origen a las que ampara.

Así, “sin perjuicio de las consecuencias en términos de reducción del cultivo o del impacto en la fauna local” que pueda generar este proyecto, “la construcción de las citadas instalaciones supondrá un daño paisajístico para un entorno que es único e imposibilitará el adecuado desarrollo en el mismo de otras actividades generadoras de valor añadido pero respetuosas con el patrimonio vitícola, como podrían ser su uso para proyectos de carácter enoturístico”.

El Consejo Regulador subraya su “respeto más absoluto a la libertad de empresa y a la necesidad de desarrollar las energías renovables”, pero entiende que dichos principios “no deben ejercerse a costa de dañar el patrimonio común de las denominaciones de origen, del que el paisaje del viñedo forma una parte fundamental”.

Así pues, el Pleno del Consejo Regulador, reunido hoy miércoles en sesión extraordinaria, se declara “en contra de proyectos energéticos que supongan una degradación del paisaje tradicional de los viñedos históricos del Marco de Jerez y, de forma muy específica, del proyecto de parque eólico de El Barroso”.

El Consejo Regulador recuerda además que entre sus funciones se encuentra la “defensa de los intereses generales” de las denominaciones de origen a las que ampara “y consecuentemente del patrimonio común asociado a ellas, tanto material como inmaterial”.

De ahí que la institución deba “necesariamente considerarse como parte afectada ante aquellas actuaciones que supongan una agresión o cualquier tipo de menoscabo de ese legado patrimonial”.

TE RECOMENDAMOS