Quantcast
El tiempo en: Jerez
Lunes 27/06/2022  

Jerez

Antonio Gómez, expresidente de Madre Coraje, y el poder de los valores

Acaba de publicar un libro en la que reflexiona sobre la marginación, la violencia y el egoísmo y propone como vacuna la solidadridad,la igualdad y la gratuidad

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
  • Antonio Gómez posando con su libro

Son muchas las voces que se alzan en los últimos años denunciando la falta de valores y la decadencia que está sufriendo nuestra sociedad. Unas voces que se han multiplicado tras el confinamiento del que se prometía que “saldríamos mejores”.

Una de las voces que ahora busca gritar es la de Antonio Gómez, presidente de las Asociación Coherente y expresidente de Madre Coraje, quien presentó el pasado jueves su libro El poder de los valores para transformar nuestra sociedad, con el que pretende llamar a la puerta de muchas mentes para despertarlas y hacer ver que nuestra sociedad necesita un cambio.

Sobre este nuevo libro, apunta el autor que es “mi segundo libro, que es una continuación de La gratuidad y es el que completa todos los valores para despertar a la sociedad que tan degradad está. Hablamos de 43 valores en el libro”, casi cincuenta valores son los que se dan cita en este libro, aunque como es natural, “uno de los que más se ensalzan es el amor y la definición del amor  en realidad, son tres valores: solidaridad, igualdad y gratuidad”.

“El egoísmo se ha apoderado de la sociedad. Se han sustituido los valores fundamentados en el amor por el dinero, el poder y los intereses particulares y colectivos de muchos y hemos conseguido tener una sociedad llena de marginación, empobrecimiento, violencia… es un grito el que doy a la sociedad para que despierte y pueda de alguna manera empezar a practicar estos valores”, cuenta Gómez sobre esta actitud moral que se ha apoderado y que ha fagocitado a nuestra sociedad en base a su experiencia.

Ahora bien, el egoísmo no es algo fácil de combatir, es algo que se debe practicar diariamente poniendo en práctica los valores que se explican en este libro, puesto que según argumenta Antonio Gómez, “hay que atacar al egoísmo a través de la gratuidad, se puede ayudar a los demás sin pedir nada a cambio. Esa es la solución. No sé si cuantos años lleva el egoísmo entre nosotros, pero se ha ido deteriorando poco a poco. Hoy un político miente y nadie se escandaliza. Se justifica la corrupción, la mentira… todo, por lo que lo primero que debemos hacer es escandalizarnos ante estos activadores”.

En el propio libro, adelanta su autor que se realiza una “recomendación para que cada uno de nosotros tenga el día del valor; hoy voy a trabajar la templanza, la igualdad, la lealtad… que cada día se trabaje uno. Haciendo cada persona un compromiso de recordar cada día un valor, podremos ir concienciándonos para dar cada vez más importancia a los valores”.

Se preguntarán en este punto la tipología de este libro, máxime cuando en los últimos años están multiplicándose los libros de autoayuda y de coaching. Este libro combina esa faceta que propone rebuscarse dentro de sí mismo a la vez que muestra una reflexión del autor dentro del mismo, alegando que los libros tienen un “poder de remover conciencias a través de la reflexión, pero también ayuda a cambiar nuestra vida a través de los valores. Es un libro dedicado a transformar la sociedad”.

Más allá de estas recomendaciones, El poder de los valores para transformar nuestra sociedad tiene un componente social allende la ayuda que presta a todos aquellos que se acerquen al mismo para recibir la enseñanza de los valores.

Los beneficios que se obtengan con este libro, “irán a parar a la asociación Coherente de Jerez. Madre Coraje es independiente de esta asociación, aunque yo la presidiera en su día. Es un libro que va fundamentalmente dirigido a educadores, adolescentes y personas que quieran mejorar este mundo. Está dirigido a la educación formal e informal”, explica su autor, Antonio Gómez.

Como escritor de este libro que propone soluciones, nos da Antonio algunas de las claves para combatir emociones como el egoísmo o la defenestración de esta sociedad. El escritor asegura que la solución a las mismas se trata de “un proceso, por lo que no es una solución rápida” añadiendo que hay que “empezar lo antes posible. Es un proceso optimista en el que creemos que nos daremos cuenta de lo que estamos haciendo cuando nos eduquemos. La marginación, el deterioro de la naturaleza… somos conscientes de que no podemos seguir así. Más tarde o más pronto dependerá sólo de nosotros”.

Atisbando una mirada al futuro, Antonio Gómez admite que a pesar de la sociedad que actualmente bajo su mirada se nos presenta, se ve optimista de cara al mismo.

“Veo un buen futuro, si no, no podríamos mantener este mundo, es insostenible. Todo acabaría en la violencia, la guerra, la destrucción. Si no recuperamos los valores, el final será que los pueblos ricos cada vez son más ricos y los pobres más pobres. Y el fin será dramático”. Un drama que es tapado con este libro, que está lleno de esperanza, como el propio Gómez concluye, un “libro esperanzador” con el que se “pretende cambiar de una sociedad enferma y deteriorada hacia una sociedad llena de valores. No es triste, es lamentable por el deterioro que tenemos, pero sin embargo tenemos la esperanza de que esto cambie a través de nuestros testimonios”.

 

TE RECOMENDAMOS