Quantcast
El tiempo en: Jerez
Jueves 17/06/2021

Jerez

Caballero Bonald, el penúltimo de la generación del 50, muere a los 94 años

El jerezano, ganador del Premio Cervantes en el año 2012, era uno de los más grandes poetas contemporáneos y deja un hueco imposible de llenar

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad Ai

Caballero Bonald

Rafael Román, Caballero Bonald y Escuredo

Bonald en una de sus últimas apariciones en público

Bonald junto a la nueva edición de su obra

Presentado en Sevilla el disco-libro 'Jerez a Caballero Bonald'

Caballero Bonald recibe "orgulloso" el premio Francisco Umbral

J. M. Caballero Bonald

Caballero Bonald en el Colegio de los Marianistas como uno de sus más ilustres antiguos alumnos

Presidiendo una de las reuniones de su Fundación

Bonald y Vargas Llosa

Sabina, Serrat y Miguel Ríos pusieron música a los versos de Caballero Bonald

Durante la entrega del Premio Cervantes

José Manuel Caballero Bonald en su discurso por el Premio Cervantes

Durante el recibimiento

Los monarcas con Bonald

Caballero Bonald, investido Doctor Honoris Causa por la UNED en Madrid

José Manuel Caballero Bonald

Caballero Bonald fue nombrado en 2011 Hijo Adoptivo de Sanlúcar.

En el instituto jerezano que lleva su nombre

Caballero Bonald recoge el VI Premio de Poesía Federico García Lorca

El flamante Nobel, Mario Vargas Llosa, en el Congreso celebrado en la Caballero Bonald.

Pregonando las Fiestas de la Vendimia en el Alcázar.

El poeta, novelista y ensayista José Manuel Caballero Bonald, Premio Cervantes 2012, fallecido este domingo en un hospital de Madrid a los 94 años, era el penúltimo de los artífices de la gran renovación poética de la generación del 50 y que hizo del pensamiento crítico y la insumisión una constante en su obra.

Caballero Bonald, nacido en Jerez de la Frontera (Cádiz) el 11 de noviembre de 1926, murió tras permanecer unos días hospitalizado, y se fue "tranquilo, sin sufrimiento y en paz, tal como quería", explicó a Efe uno de sus hijos. Sus restos han sido trasladados al tanatorio de la M-30, donde se hará el velatorio, para ser después incinerados.

Numerosos mensajes de condolencia y reconocimiento se han sucedido desde que, a primera hora de la mañana del domingo, se conoció la muerte del escritor.

A través de las redes sociales, personalidades e instituciones de la cultura y la política han recordado en redes sociales los versos de Caballero Bonald, penúltimo superviviente de la generación del 50, junto con el poeta Francisco Brines, premio Cervantes 2020.

Poeta, novelista y ensayista, Caballero Bonald fue reconocido a lo largo de su carrera literaria con los más prestigiosos premios en lengua castellana y, además del Premio Cervantes, ganó el Premio de la Crítica en tres ocasiones, el Nacional las Letras Españolas en 2005 y el Nacional de Poesía en 2006, además del Reina Sofía de Poesía Iberoamericana en 2004, o el Francisco Umbral al libro del año, entre otros.

Crítico, insumiso y socarrón, siempre defendió la potencia "consoladora" de la poesía frente a los trastornos y desánimos que pueda deparar la historia y así lo aseguró en varias ocasiones a lo largo de su vida.

En 1952 publicó su primera obra literaria, el poemario "Las adivinaciones". Después aparecieron la antología "Vivir para contarlo" (1969), la novela "Ágata, ojo de gato" (1975, Premio de la Crítica) y el libro de poesía "Descrédito del héroe" (1978, Premio de la Crítica).

En poesía, y después del grito de insumisión e inconformismo que fue "Manual de infractores", publicado ocho después de "Diario de Argónida", hizo gala de ese mismo espíritu en "La noche no tiene paredes" (2009), donde se sumergía en "el abismo de la memoria" y reivindicaba la necesidad de dudar porque "el que no tiene dudas, el que está seguro de todo, es lo más parecido que hay a un imbécil".

Y después en 2012 vino lo que quizá fue su aventura más arriesgada, "Entreguerras", un largo poema autobiográfico, de casi tres mil versículos, sin rima ni metro prefijados y sin signos de puntuación.

Como novelista publicó "Dos días de septiembre" (Premio Biblioteca Breve, 1961), "Toda la noche oyeron pasar los pájaros" (Premio Ateneo de Sevilla, 1981), "En la casa del padre" (Premio Plaza y Janés, 1988) o "Campo de Agramante".

También libros de memorias, y como ensayista y articulista fue autor de títulos como "Notas sobre el cante andaluz"; "Narrativa cubana de la revolución"; "Luces y sombras del flamenco"; "Luis Góngora: Poesía"; "Sevilla en tiempos de Cervantes"; "Copias al natural" o "Mar adentro".

Considerado como "el poeta de la gran metáfora", con 90 años explicó cómo vivía buena parte del año en la desembocadura del Guadalquivir, frente a Doñana, algo que le reconfortaba porque era como un tónico para fortalecerse frente a lo que ocurría por el mundo, con "todos esos desafueros a cargo de los fanáticos, los sumisos, los gregarios" que no le gustaban.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha elogiado este domingo su figura y le ha calificado de "referente de los últimos tiempos de la cultura en nuestro país".

También han lamentado el fallecimiento del Premio Cervantes la presidenta del Congreso, Meritxell Batet; el Ministerio de Cultura y Deportes; el Instituto Cervantes; la portavoz del Gobierno, María Jesús Montero; el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno; su expresidenta, Susana Díaz; el alcalde de Sevilla, Juan Espadas; partidos como el PSOE, Podemos o la presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas.

Las editoriales Seix Barral y Alianza Editorial y escritores como Fernando Aramburu ha expresado también su pena por la muerte del "maestro".

La provincia de Cádiz llora al escritor fallecido y el Ayuntamiento de Jerez va a declarar un día de luto oficial por la muerte del escritor. Mañana, lunes, se guardará un minuto de silencio en la sede de la Fundación Caballero Bonald. Su alcaldesa, Mamen Sánchez, ha garantizado que esta ciudad mimará su legado para que su memoria perviva.

Un legado suyo está custodiado también desde hace once años en la Caja de las Letras del Instituto Cervantes, y su contenido no se desvelará hasta el 11 de noviembre de 2051, en el 125 aniversario de su nacimiento.

"Me conmueve que dentro de cuarenta años alguien abra esta caja, rompa el sobre y recuerde que yo fui un escritor del siglo XX, que se asomó al XXI, que llegó al arrabal de la senectud y que escribió algo que mereció la pena ser custodiado", dijo entonces.

Caballero Bonald, escritor y poeta "de la gran metáfora"

El escritor y poeta jerezano José Manuel Caballero Bonald, fallecido este domingo en Madrid a los 94 años, fue un destacado miembro de la Generación del 50 y en el año 2012 recibió el máximo galardón de las letras españolas, el Premio Cervantes.

También fue reconocido con el Premio Nacional de la Crítica en tres ocasiones, el Nacional las Letras Españolas en 2005 y el Nacional de Poesía en 2006, además del Reina Sofía de Poesía Iberoamericana en 2004.

Hijo de padre cubano y madre francesa, Caballero Bonald nació en Jerez de la Frontera (Cádiz) el 11 de noviembre de 1926.

Tras estudiar Náutica en Cádiz, se licenció en Filosofía y Letras por la Universidad de Sevilla. Impartió Humanidades y Literatura en la Universidad Nacional de Colombia durante años y, de regreso a España, se estableció en Madrid.

En 1952 publicó su primera obra literaria, el poemario "Las adivinaciones". Después aparecieron la antología "Vivir para contarlo" (1969), la novela "Ágata, ojo de gato" (1975, Premio de la Crítica) y el libro de poesía "Descrédito del héroe" (1978, Premio de la Crítica).

Su poesía siguió dando frutos con títulos como "Diario de Argónida" (1998) y las antologías "Doble vida" (1989), "Poesía amatoria" (1999), "Años y libros" (2004) y "Ruido de muchas aguas" (2011).

Al libro "Antología personal" (2003), le siguieron "Manual de infractores" (2005), que fue Nacional de Poesía 2006, "La noche no tiene paredes" (2009) o el largo poema autobiográfico "Entreguerras" (2012).

En su prosa destacan "Toda la noche oyeron pasar los pájaros" (1981, Premio Ateneo de Sevilla), "En la casa del padre" (1988, Premio Plaza y Janés), "Campo de Agramante" (1992, reeditada en 2005), "La costumbre de vivir" (2001, reeditado en 2004) y "Oficio de lector" (2013).

Es autor de ensayos como "Luces y sombras del flamenco" (1975, reeditado en 2007), "Luis de Góngora" (1982), "Sevilla en tiempos de Cervantes" (1991), "Mar adentro" (2002) o "Un Madrid literario" (2009).

En 2014 presentó en Madrid su siguiente poemario, "Desaprendizajes", que defiende la duda como forma de encarar la vida.

Para Caballero Bonald, a quien muchos consideran "el poeta de la gran metáfora", "hay muy pocas cosas en la vida de las que no dude, y una de ellas es la poesía. La actividad poética me hace sentir seguro frente a todo lo que me ofende, frente a todo lo que detesto", declaraba Bonald, que añadía: "Los que nunca se equivocan, los que van por la vida seguros de todo, no son más que imbéciles disfrazados".

Ese mismo año apareció el recopilatorio "Anatomía poética", en el que el poeta dialoga con los personajes "nebulosos y enigmáticos" del pintor canario José Luis Fajardo.

De adjetivo preciso y sincero, Bonald hizo de su obra un alegato de la poesía como "conocimiento", como elemento de "disidencia del mundo y de la literatura".

A comienzos de 2016 sumó un galardón más a su larga lista de premios, el Francisco Umbral al Libro del año (2015), por su poemario "Desaprendizajes", considerado uno de los títulos culminantes de su obra, galardón que, al entregarse en Valladolid, no pudo recoger el poeta debido a su avanzada edad.

En mayo de 2017 publicó "Examen de ingenios", un centenar de retratos literarios de escritores y artistas que conoció a lo largo de su vida.

En 1998, el Ayuntamiento de Jerez de la Frontera creó la Fundación Caballero Bonald, que tiene entre sus objetivos la custodia y difusión de su obra. Además, la fundación convoca el Premio Internacional de Ensayo Caballero Bonald.

Desde 2010, el escritor y poeta mantenía en la Caja de las Letras del Instituto Cervantes parte de su legado, que verá la luz en 2051, cuando se cumpla en el 125 aniversario de su nacimiento. 

COMENTARIOS