Quantcast
El tiempo en: Jerez
16/05/2021

Sevilla

Espectacular accidente de un conductor kamikaze y ebrio en Triana

Un conductor embiste a un taxi a la altura de Pagés del Corro tras circular por el Puente Triana y San Jacinto a toda velocidad. No ha habido heridos graves

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Cargando el reproductor....
  • El conductor que provocó el accidente trató de huir y fue retenido por los testigos
  • Había circulado a gran velocidad por el Puente Triana y la parte peatonal de San Jacinto hasta chocar

Un conductor kamikaze y ebrio ha embestido a un taxi en el barrio de Triana, a la altura de la calle Pagés del Corro, tras circular a gran velocidad por el Puente de Triana y la calle San Jacinto, que es peatonal y deriva en una vía en sentido contrario, sin que se hayan registrado heridos de gravedad. Han sido los testigos los que han impedido la huida del protagonista del accidente, que según Emergencias Sevilla iba ebrio. La Policía Nacional ha confirmado que se trataba de un joven de 24 años de nacionalidad alemana y que ha sido detenido acusado de un delito contra la seguridad vial y de daños.

Los hechos han tenido lugar sobre las once de la noche de este martes cuando un vehículo a gran velocidad atravesó el Puente de Triana, prosiguió casi a cien kilómetros po hora por el tramo peatonal de la calle San Jacinto y, en el cruce con Pagés del Corro, chocó contra un taxi que iba en dirección a Clara de Jesús Montero, al que embistió por la parte posterior-lateral trasladándolo varios metros hasta subir parte del vehículo al acerado, momento en el que el conductor frenó, lo que evitó que colisionara con los vehículos que venían por la calle San Jacinto, que hubiera sido un choque frontal.

Según los numerosos testigos presenciales, la mayoría trabajadores de los bares de la zona que se encontraban recogiendo sus negocios, el conductor salió del vehículo rápidamente e intentó huir del lugar de los hechos, lo que evitaron los propios testigos del accidente, que aseguraban que el vehículo iba hasta a 120 kilómetros por hora. Según Emergencias Sevilla, el conductor iba ebrio.

Los testigos fueron los que llamaron a la Policía mientras retenían al conductor, un ciudadano extranjero que apenas podía articular palabras en español y sin heridas graves, sentado en la calzada junto a la acera y al vehículo, de alta gama y de alquiler, según ha confirmado la Policía Nacional. A pocos metros, el taxista esperaba la presencia policial, sin heridas de gravedad más allá del susto.

A los diez minutos llegaba la primera dotación de la Policía Nacional, que se hacía cargo del accidente en espera de la Policía Local y de que una ambulancia asistiera al conductor del vehículo, ebrio, y tomaba las primeras declaraciones a los testigos. La Policía Nacional ha confirmado que se trataba de un joven de 24 años de nacionalidad alemana y que ha sido detenido acusado de un delito contra la seguridad vial y de daños.

Los daños del vehículo en la parte delantera, con el parachoques totalmente desprendido y los airbag del conductor completamente activados, evidenciaban la violencia del golpe con el taxi, que tenía destrozada la parte lateral-trasera y se mantenía en parte sobre la acera, completamente volteado por el choque.

COMENTARIOS