Quantcast
El tiempo en: Jerez
Sábado 08/05/2021

El pobrecito hablador

Escribo sobre lo que me gusta, pero sobre todo sobre lo que me disgusta, como un grito desesperado para no ganarme una úlcera

No importa que dichos efectos sean miles de veces menores que el del consumo de aspirinas, anticonceptivos o un analgésico de los que compramos sin receta

format_quote

¿Los causantes de tal engaño? Una panda de gafapastas, refugiados en una palabrería hermética y sin sentido, llena de palabrejas tales como trigonometría, ADN, muones o teoría de la evolución

Cómo se puede besar una cruz y matar a alguien por el simple hecho de ser mujer, madre, novia, compañera

format_quote

No alcanzo a asimilar cómo se puede creer en una figura que llevaba el Amor por bandera y luego dar una paliza a una pareja de jóvenes que se besan en la calle por el simple hecho de tener ambos el mismo sexo

Porque nos partimos la cara por gente que no tiene más partido que su cartera ni más ideología que la de su nómina mensual

format_quote

Da igual si a uno de “los tuyos” lo pillan vendiendo drogas a la puerta de un colegio o desayunando café y recién nacidos a la plancha. Se le defiende a capa y espada porque es “de los tuyos

En mi particular opinión, los dioses del rap son Pepe da Rosa y Lola Flores cantando “Cómo me las maravillaría yo”

format_quote

La Justicia se basa en la equidad, en el equilibrio, en la igualdad para todos, sea cual sea su cuna, su estrato social, su condición sexual. Si no es así, llámenlo como quieran, pero no Justicia

Me gustaría saber quién da la vez en la larga cola de 26 millones de españoles que vamos a ser fusilados por nuestra forma de pensar

format_quote

No sé ellos, pero si en mis manos cae información sobre un chat de cuatro miembros de ISIS hablando sobre la posibilidad de poner una bomba en alguna calle española, lo pondría en manos de las fuerzas de seguridad del Estado

Cargar más
Autor

Francisco Palacios

Palacios es matemático y programador. Publicó su único libro hace ya unos años y sigue siendo el autor más leído de su calle

El pobrecito hablador

Escribo sobre lo que me gusta, pero sobre todo sobre lo que me disgusta, como un grito desesperado para no ganarme una úlcera